Para la alopecia, sea en mujeres, hombres o viceversa...

Siempre hay una solución, aunque quizá no las conozcas

El proceso normal del cabello implica la caída del actual y el nacimiento de nuevo pelo (folículos).

Cuando se cae más rápido o más fuerte de lo normal es cuando se denomina Alopecia y en las clínicas de IMD tenemos tratamientos para frenar ese proceso o para solucionarlo si estás en una fase muy avanzada.

Siempre hay una solución, sea médica o estética.

Lo ideal es comenzar tratamientos preventivos al menor síntoma de caída de cabello anormal: el pelo es como los dientes, si lo cuidas, dura más y más sano.

Si tienes aún bastante cabello, podemos fortalecerlo y frenar la caída en seco.

La Alopecia se puede prevenir, frenar y solucionar, aunque solo se suele conocer el Injerto capilar, que debe ser la última opción en todo caso.

En IMD tenemos soluciones incluso para calvicies muy avanzadas como el SIstema de Integración Capilar.

Si se conoce la causa y el diagnóstico está claro, cualquier alopecia tiene solución.

Ven a una 1ª Cita sin coste, donde te haremos un diagnóstico certero y te propondremos el tratamiento más recomendable en tu caso.

¿Qué es la alopecia?

La alopecia es la pérdida anormal del cabello. Todas las personas perdemos entre 70 y 100 cabellos por día, esto es completamente normal. Cuando una persona pierde más de 100 cabellos al día se considera que sufre calvicie.

Lo más frecuente es que esa pérdida de cabello se produzca en la cabeza pero puede afectar a también a cejas, pestañas, barba, axilas y hasta a la zona genital.

Proceso degenerativo del cabello

Causas más frecuentes de la alopecia

No siempre que se cae más cabello de lo normal se debe a una alopecia permanente, el miedo más habitual en quienes identifican p or primera vez que tienen problemas de calvicie. 

Hay una serie de factores que pueden generar una caída excesiva temporal y que con una revisión por parte de expertos en salud capilar podemos identificar a fin de solucionar directamente esa causa. Aquí te damos varios ejemplos, problemas que suelen provocar tanto alopecia masculina como femenina:

Pérdida de cabello por estrés

Haber sufrido una enfermedad grave o una operación mayor puede causar una pérdida repentina de gran cantidad de pelo pasados varios meses.

 Normalmente la razón es el estrés y la caída del cabello suele ser temporal.

Padecer una situación de nervios de forma prolongada también puede provocar una caída inusual. 

La solución en este caso pasa por aprender a controlar el estado de nervios o atajar las situaciones que los provocan: lo habitual en estos casos es recuperar el pelo pasado un tiempo.

Problemas hormonales

Las personas con problemas de tiroides pueden sufrir alopecias temporales. 

El cuerpo se ve afectado por desequilibrios de hormonas, tanto masculinas como femeninas, y esto afecta al crecimiento y a la salud capilar. 

Generalmente se solventan con un tratamiento adecuado de la enfermedad tiroidea.

Alopecia por embarazo o parto

Son muchas las mujeres que pasan por un embarazo y se preocupan por problema de alopecia. 

Es muy frecuente que mujeres que acaban de dar a luz manifiesten una pérdida de cabello aguda. 

Durante el embarazo el cuerpo genera niveles altos de hormonas que hacen que el pelo que se debería caer no se caiga, al recuperar los niveles normales, 3 meses después, ese cabello se cae y comienza el ciclo habitual del crecimiento capilar.

Medicamentos

Ciertas medicinas pueden provocar una pérdida de pelo que se suele solucionar al terminar el tratamiento.

Los medicamentos que pueden afectar negativamente a nuestro pelo son los anticoagulantes, anticonceptivos, antidepresivos, aquellos que se recomiendan para tratar la gota, los problemas de corazón o la presión arterial alta.

Alopecia por enfermedad

La caída del cabello también puede deberse a ciertas enfermedades como el lupus, la diabetes y algunas infecciones poco comunes. 

En estos casos, la alopecia temporal puede ser un síntoma más de la afección, por lo que es conveniente diagnosticarla y tratarla adecuadamente.

Nada que perder y mucho pero mucho, que ganar.

Ven a una 1ª Cita gratuita para obtener tu diagnóstico y si te convence la solución, empiezas el tratamiento con más posibilidades en tu caso personal.

Tipos de Alopecia

alopecia androgenetica

Androgenética

La más comun

Areata

Es una enfermedad que provoca zonas despobladas de cabello en forma circular

Fibrosante

Pérdida gradual del pelo de la zona frontal de la cabeza

Si se conoce la causa y el diagnóstico está claro, cualquier alopecia tiene solución.

Ven a una 1ª Cita sin coste, donde te haremos un diagnóstico certero y te propondremos el tratamiento más recomendable en tu caso.

Difusa

Comienza con la pérdida de densidad del pelo, se vuelve lacio y seco, y poco a poco va cayendo

Cicatrizal

Puede producirse por enfermedades y trastornos relacionados con el cabello, como la Foliculitis

Universal

Es una enfermedad autoinmune. El propio organismo produce anticuerpos contra una parte del folículo capilar

Testimonios de
nuestros clientes

Preguntas
frecuentes

Nuestro equipo de expertos responde todas tus dudas:

El cabello perdido no se recupera, lo que SI se puede es ralentizar los procesos degenerativos que se manifiestan en forma de caída o miniaturización del cabello. En IMD frenamos la caída del cabello y fortalecemos el cabello existente engrosando la hebra capilar. Cuando hay una caída del cabello hay un proceso desde que se de fabricar cabello hasta que la papila se cierra por completo. En ese proceso, si se estimula puede volverse a generar cabello. Acudir al primer síntoma anómalo de aumento de la caída es determinante para poder realizar un diagnóstico precoz del problema y poner las soluciones de tratamiento más efectivas y adecuadas.

La respuesta es NO. Por ello en IMD recomendamos poner freno a la caída capilar antes de que el grado de alopecia sea severo y por lo tanto irreversible e inviable para un injerto. El paciente apto para un injerto capilar es aquel que tiene una densidad capilar favorable que pueda donar las suficientes unidades foliculares para aumentar la densidad capilar de la zona receptora. De lo contrario, el injerto no será viable o no tendrá unos óptimos resultados.

Las zonas donantes son la zonas occipital y temporal, siendo trasplantes autólogos única y exclusivamente.

El tratamiento más efectivo es acudir a un especialista a tiempo, por ello es recomendable que al primer síntoma de caída anómala se diagnostiquen las causas que lo están provocando. En IMD contamos con la tecnología de diagnóstico capilar más avanzada para determinar el problema de raíz. Un diagnóstico precoz puede evitar llegar a situaciones irreversibles. La prevención es el mejor tratamiento y realizar técnicas de regeneración capilar puede revertir muchas patologías de alopecias areatas y androgénicas sin tener que llegar a la cirugía capilar, siendo esta opción la última alternativa.

Este tratamiento está especialmente indicado para regular la caída del cabello. El láser es un potente vasodilatador que acelera la mitosis o división celular, estimulando la microcirculación del cuero cabelludo aumentando la oxigenación y llegada de nutrientes a los folículos pilosos. Ayuda al crecimiento y renovación del pelo y favorece su queratinización frenando la caída y consiguiendo un cabello más sano y fuerte.